• Página 1 de 3


    Las oraciones y el karma

        Puedes orar al Creador o a un Gurú totalmente iluminado, manifestando tus deseos y necesidades, aunque siempre debes tener presente que tanto Dios como un ser de este calibre espiritual, te otorgarán de acuerdo a los méritos que tu alma haya obtenido, aunque en ocasiones si oras con una verdadera fe, devoción y abandono, la gracia divina se hace presente, por lo que puedes recibir aún más de lo que en realidad mereces. La forma más correcta de orar a Dios o a un Gurú liberado espiritualmente, es manifestándole lo siguiente: ‘Dios mío, o Gurú, tú conoces mis necesidades, dame lo que tengas para mí. Que todo se lleve a cabo conforme a tu voluntad,' pues sólo ellos saben lo que es realmente benéfico para ti. Recuerda que la voluntad divina siempre está orientada hacia tu crecimiento espiritual, que es el propósito fundamental por el cual has encarnado en esta Tierra. Dios o el Gurú, siempre te darán lo que sea más benéfico para tu alma, aunque en ocasiones pueda no gustarte aquello que te corresponde recibir. Recuerda que todo lo que te da el Creador es solamente para tu beneficio, aunque en ocasiones aquello que recibes por parte de la Divinidad lo sientas injusto y no te agrade en lo más mínimo; no obstante en esencia recuerda que sus decisiones son siempre justas y perfectas.

        Debido a que no recuerdas toda tu existencia –vidas pasadas-, es por ello que no sabes cuál será tu destino, no sabiendo lo que vas a recibir, sin

  • Página 2 de 3


    embargo cualquiera que sea tu destino, todo cuanto aquello tengas, recibas, te suceda, o lo que a tu vida venga, ya sea bueno o malo, siempre deberás tratar de aceptarlo; al mal tiempo, buena cara. Nunca debes manifestar rebeldía hacia la voluntad Divina, pues esto sólo te apartará de la luz del Creador. Cada acontecimiento en tu vida y en todo el universo se lleva a cabo por la voluntad de Dios. En la filosofía Zen se dice que incluso la hoja más pequeña del árbol más insignificante, se cae de éste por la voluntad de Dios.

        Tienes todo el derecho de luchar por tratar de solucionar cualquier tipo de problema de la mejor forma; debes ser conforme pero jamás conformista. Trata de dar lo mejor de ti para obtener el éxito en todo aquello que hagas, desees, aspires o requieras en la vida, pero siempre trata de aceptar tu destino como parte de la voluntad de Dios, pues al aceptarlo, automáticamente te situarás cerca de la luz de Dios.

        Si los resultados que esperabas obtener son diferentes a lo que era tu deseo, generalmente se generará en ti cierto sufrimiento, sin embargo debes de luchar contra tu imperfecta naturaleza humana, de desear eternamente que todo salga conforme a tus expectativas. Debes pues, encarar tu destino con una actitud más positiva, o la rebeldía te llevará inevitablemente a un sufrimiento mayor y a un profundo caos, alejándote automáticamente de la luz del Creador y por consiguiente bloqueando tu camino evolutivo. Todo este proceso puede percibirse claramente en darshans, es decir, visiones

  • Page 3 of 3


    espirituales.

    Siguiente capítulo: Nishkama Karma

    ¿Alguna pregunta?